jueves, 22 de diciembre de 2016

Los Goonies

.

Muy buenas, furcifans :D ¿Os ha tocado la lotería?

Yo, como no juego, nunca podré hacer esto XD

Hoy voy a hablar de pasta. De perricas, de dineros, de oros y joyas. Hoy voy a hablar de Los Goonies.


La entrada no va a ser tan extensa como la anterior, pero sí va a tener la misma estructura: hablar un poco de todo, opinión sin spoilers y tochazo.

Lo primero que tengo que decir es que el viernes, después de ver Star Wars e intentar procesar todo lo que había visto, fuimos a comprar cosicas para el fin de semana y la presentación (ya os enseñaré, ya XD), cenamos, vimos el primer capítulo de “Cazadores de leyendas” (menudo puto bodrio de principio a fin XD A Carmen le gustó, a Sergio yo creo que fifty fifty, a mí tendrían que pagarme mucha pasta para ver el segundo) y nos fuimos a dormir. Por fin pude pasar una noche del tirón sin que Julia me despertara <3 En fin, que al día siguiente, después de una ducha, comer y prepararlo todo, me pusieron Los Goonies.


No, no la había visto, y me llama la atención porque la historia es de Steven Spielberg, un director que me gusta mucho (aunque en Los Goonies la dirección corre a cargo de Richard Donner, adaptada por Chris Columbus). Ojalá quitaran una de las emisiones anuales de Ghost (con media docena al año es suficiente) y pusieran películas de corte familiar como la mencionada. Porque sí, Los Goonies es de ese tipo de films que creo que puedes disfrutar en familia, que puede gustar tanto a pequeños como a grandes, aunque tenga un par de puntos en los que se nota que la estrenaron en 1985. Aventuras, romance, superación personal… Los Goonies lo tiene todo :D

Ahora ya, spoilers.

Los Goonies son los incomprendidos del muelle de Goon, un grupo de niños nerds que buscan aventuras, pero que están de bajón porque unos inversores se han apropiado de las deudas del barrio y les van a desahuciar; pretenden derribar todas las casas para hacer un campo de golf. En ese punto también converge la historia de los malos de la película: aparece una familia de delincuentes, los Fratellis, que escapan de la policía después de una ingeniosa huida carcelaria. 

Mikey, Gordi, Data y Bocazas, Los Goonies, entran en el ático del padre de Mikey con el hermano mayor de éste, Brand; allí se tropiezan con un mapa, que cuenta con una serie de acertijos. Es la mecha que prende una aventura que jamás hubieran imaginado: les pone sobre la pista de Willy el Tuerto, bandido pirata, y su tesoro. Willy desapareció con su botín después de un gran saqueo, perseguido por los ingleses, y nunca más se le volvió a ver. Unos años antes de que Los Goonies se pusieran tras su rastro, otro aventurero cazafortunas llamado Chester Copperpot había desaparecido después de empezar a investigar a Willy (reapareciendo en forma de esqueleto bien entrada la trama).

Para ser sincera la película me entretuvo, sí, pero… es que acababa de salir de ver Star Wars, con todos los efectos especiales que Disney ha podido pagar, y ponerme una película donde sale Sloth, que viene a ser un señor con dos kilos de látex en la cara y una dentadura falsa un poco mal puesta, es como “omg, hemos vuelto a la Edad Media del cine”. ¡Y solo han pasado treinta años! Lo que hace la digitalización XD Supongo que todos aquellos que nacieron con la magia del “no hay otra cosa, pongamos máscaras aunque no parezca muy real” no estarán en absoluto de acuerdo conmigo, pero es lo que hay: Sloth me parece de una cutrez absoluta. Eso sí, ver cómo los niños se vuelven y reaccionan ante un barco pirata a tamaño real me pareció increíble, porque me contagió mucho más que cualquier reacción ante cosas que aparezcan después por arte de croma. No es lo mismo para un actor verlo que decir “tengo que creer que delante de mí va a transcurrir X situación mágica”. Yo no estoy a favor de llenar las películas de efectos si estos pueden pulirse con caracterización o construcción, pero en algunos casos es necesario. Es una lástima que estas historias nacieran cuando todavía no había ciertas herramientas digitales… ¿o es peor? ¿Perderíamos ciertos momentos de inocencia en el transcurso de la película? 

Un poquico mal hecho está, ¿no?

La historia es genial, llena de momentos épicos tanto por acción como por risas (la escena en la que Bocazas traduce para la asistenta de la familia de Mikey es genial XD). Eso sí, reírse de los asiáticos por su forma de hablar está superado hace ya un lustro, el mismo tiempo desde el cual poner a dos chicas cuya única preocupación durante todo el film es besar, por fin, a un chico, ha empezado a estar mal visto. En serio, tienes a un grupo de críos muy espabilados detrás de un tesoro pirata, hay muertos, hay bandidos, hay tiros, pero Andy y Stef giran en torno a Brand (la primera porque se lo quiere zumbar, la segunda porque es amiga de Andy Y OBVIO tiene que aconsejarla en todo momento). Supongo que no he conseguido meterme de lleno en la historia por eso, porque me parece un pensamiento que yo no he vivido ni de lejos. Es como si ahora me pusieran una del Oeste en la que la mujer debe casarse con el protagonista “por su bien”; pues la acción podría entretenerme, sí, pero de ahí a que me gustara toda la película…

Tranquilos, al final lo consigue.

Creo que, dentro de treinta años, alguien podría leer a Juls y pensaría «pero esta mierda tan de principios de siglo, ¿qué es?».

Al final pasa lo que tiene que pasar: los bandidos a la cárcel, Sloth a salvo, Los Goonies salvan a sus padres del desahucio y Andy consigue besar a Brand dos veces (ea, ya puede morir tranquila). 


Dicho esto… muero de ganas por leer “El niño que quería ser un Goonie”, de Víctor Blázquez, porque me imagino un libro un poquito más oscuro, lleno de acción, que va a prescindir de historias amorosas enfocadas bajo un prisma ridículo.

¡Nada más! Mañana hablaré de la presentación :D El sábado subiré la última entrada de esta serie “a Susana se le va la pinza”; hablaré de una película que también tiene la tira de años, pero que me gustó mucho más que la que hoy os comento. No sé por qué, pero me llegó a la patata.

¡Nos leemos!

Si os ha gustado el post, dadle a seguir; para mí es muy importante de cara a conseguir libros para los sorteos <3

No hay comentarios:

Publicar un comentario