lunes, 13 de noviembre de 2017

Soy todo un personaje

.

¡Muy buenas, furcifans!

Espero que, si la semana no ha empezado con buen pie (a todos se nos hace cuesta arriba el lunes), esta reseña os anime la jornada :D ¡Comenzamos!



Sobre la autora


Aquí podéis leer la entrevista que le hice a Sylvia.


Sinopsis

ACLARACIÓN: Iba a copiar la sinopsis íntegra, pero me he encontrado con una sorpresa: reconozco que en su día no la leí (no suelo leer la sinopsis de libros que sé que me voy a leer, precisamente por no saber absolutamente nada) y me sorprende que hayan destripado de una manera tan brutal el final de la novela. Así pues, la sinopsis sin spoilers:

Nuestro protagonista es un conocido exjugador de baloncesto. A sus treinta y dos años es el actual entrenador del equipo femenino absoluto de un importante club de baloncesto español.

Considerado como uno de los mejores y más sexis aleros... (...).

Soy todo un personaje, combinación sorprendente de erotismo y humor, te arrancará más de una carcajada al descubrir lo mucho que a veces nos cuesta entender al sexo opuesto. Una novela gamberra, romántica, divertida y entrañable, para ellos y para ellas.


Ficha técnica:


Título: Soy todo un personaje
Páginas: 154
Encuadernación: Digital
Editorial: Zafiro eBooks
ASIN: B01N81E2M0
Género: Romántica erótica

Link de compra + adelanto.


Opinión (sin spoilers)


Quiero empezar esta reseña hablando de lo increíblemente ágil que es su lectura. Utilizando un lenguaje cuidado, Sylvia nos narra una historia de esas que te bebes, que disfrutas desde el primer momento, una con la que reírte, emocionarte, indignarte con según qué momentos, una que evidencia realidades sociales muy actuales. Una historia fresca, sorprendente, narrada desde el punto de vista de un personaje masculino (algo que en los relatos románticos / eróticos tampoco es muy común, quitando los spin-offs). En definitiva, una muy buena opción de cara a desconectar leyendo y pasarlo bien :D


Opinión (con spoilers)

Para mí ha sido una lectura interesante a nivel social, una que te hace reflexionar sobre cómo se comportan la mayor parte de las parejas hoy en día.

El protagonista está enamorado de su pareja, que es escritora. Al principio la conocemos como Ella o Milady, él es anónimo (para nosotros, de momento; para el resto de su universo literario, él es famoso). En el verano de 2014 la pareja comienza su vida en común en el piso de él. Son puro fuego, pero vemos que algo no va como debería, ya que, por los caprichos de Ella, nuestro famoso anónimo deja a un lado sus deseos para no despertar sus airadas quejas. Esto no debería pasar en ninguna pareja: yo creo sinceramente en que todo debería ponerse en común y que la forma de ser de uno no debería prevalecer sobre el otro. Una pareja debería ser un apoyo mutuo, no una imposición continua de una de las partes sobre la otra bajo la amenaza del “entonces me enfado y no respiro”, o lo que es peor, bajo la violencia física y/o mental. Por eso me gusta tanto este libro, pues pese a que es cortito, te permite reflexionar.

Sigamos con la trama. Conocemos a Leire, amiga de ella, y a Salva, amigo de él y… ¡por fin! Nuestro protagonista se llama Willy. 

Chafardeando en el FB de Sylvia, 
he descubierto que para ella Willy es Jon Kortajarena.

Pasamos a otra escena, una que se desarrolla en un bar. La situación es bastante incómoda para nuestro prota; él se describe como básico, no le gusta el escaneo constante de la gente que le reconoce, pero para ella ese reconocimiento es su orgullo: ella exhibe a su pareja como si fuese un trofeo. Él termina saliendo por patas ante el acoso constante de los consumidores del bar. Discuten, ella le pega un codazo.

Llegados a este punto la tía era imposible que me cayera bien XD Si alguien se siente identificad@ con ella y se ofende al leer esto lo lamento, pero es una jod*** histérica: histérica cuando compra, histérica cuando hace las maletas, histérica cuando él hace algo que a ella no le parece bien (y no hablamos de comportamientos dañinos o fuera de lugar, hablamos de la ropa que él quiere llevarse para ir de vacaciones, por ejemplo). Por lo menos, durante el periodo estival ella parece bajarse un par de punticos y los días transcurren entre relax y sexo. Cuando vuelven a la rutina, la idea de que el chaval es un florero regresa con fuerza. A mí por lo menos me hace pensar que no le quiere, quiere lo que a ella le parecería un comportamiento perfecto dentro de él. Quiere modificarle, no aceptarle y quererle tal y como es. ERROOOOOOOOOOR. Por lo menos ella está contenta, ya que su trabajo como escritora va viento en popa, incluso recibe una llamada del editor con una noticia fantástica…

Pasamos a la histeria postvacacional. Él olvida el día en el que vive y el aniversario, ella comparte su desdicha con sus fans antes que con él y los seguidores vuelcan sus amarguras y miserias escribiendo comentarios en los que Willy no sale bien parado. Ya me parece malo tener un desencuentro de pareja y hablarlo con todo el mundo menos con la persona indicada (aunque me parece comprensible si se hace pidiendo consejo a un tercero cercano y no por el mero hecho de la crítica destructiva), pero compartirlo con cientos de personas que ni siquiera conocen a la otra parte, que ni siquiera te conocen a ti en persona… Y lo comparte para lo bueno y para lo malo, ya que cuando se arregla, ella también lo publica.



Y sus ojos, que no se despegaban de la pantalla, no brillaban por la emoción del momento, 
sino por contárselo al mundo entero y que la envidiasen.

Si hay otra cosa que no soporto son los reproches; ese asunto que ya se había solucionado hace mil vidas, pero que cuando ella mete la pata lo suelta para que Willy se sienta mal consigo mismo (la discusión comienza porque la obra que ella ha publicado se ha convertido en un best seller, así que una revista femenina realiza un reportaje en la casa de él). Cada vez se hace más patente que Willy quiere mantener su privacidad lo más intacta posible y que ella lo único que quiere es grabarle, fardar de pareja. Ambos gestionan la fama de manera distinta, con la salvedad de que él no exige que ella haga lo mismo que él; el flujo de respeto solo va en una dirección, como cuando Willy se pierde la final de un partido muy importante para él solo porque ella le ha pedido una serie de encargos. Otra muestra: ella se lo lleva a una cena con más artistas, dejándole un mal sabor de boca al soltarle que le ha llevado “a pesar de su nivel cultural”. Será jugador de baloncesto, pero no es que sea precisamente imbécil, bonica (#IndignaciónModoOn).

Jessy, otra amiga de Milady, tienta a Willy, pero él no cae en la provocación. Al día siguiente, Willy salva a una niña sordomuda de un atropello. Su madre, Diana, es abogada y le agradece en el alma haber quitado a su hija de la trayectoria del coche.

Cuando Willy llega a casa, Jessy le espera con las bragas en la mano, una botella de alcohol y vasos de chupito. Al cabo de varios tragos y unos cuantos refrotes, Willy actúa mal y se lía con ella. Obviamente la culpa es repartida entre ambos, pero no dejas de sentir que algo no va bien, que le están manipulando de alguna manera.

Discusión a medias. Como lectora no sabes cómo Ella sabe que ha habido lío entre su amiga y su pareja, pero lo sabe... y le lanza indirectas. Ambos cenan con los padres de él: son humildes, sencillos, de estar por casa; Milady, sin embargo, va vestida como para ir de boda, a pesar de los consejos de Willy (¡vaqueros al poder, mujer! Si tu suegra va en pantuflas y bata, no te pongas unos tacones sacados de la sección de recomendados de la Vogue).

Y… el resto es spoiler XD 


Si queréis saber los giros argumentales con los que Sylvia Marx me ha ganado como lectora, más arriba tenéis el link para comprarlo =)


Si os ha gustado el post, dadle a seguir; para mí es muy importante de cara a conseguir libros para los sorteos <3

sábado, 11 de noviembre de 2017

Fénix

.

Muy buenas, furcifans. Da gusto volver a casa, conseguir que algo bonito no caiga en el olvido :)

La entrada de hoy es muy personal, solo para explicaros por encima algunas de las cosas que me han pasado estos meses, razones por las que dejé un poco abandonado el blog, aun teniendo reseñas preparadas. Ahí van unas cuantas:

Mi familia. Como algunos sabréis, el año pasado a mi madre casi se la lleva una neumonía y necesita respirador para dormir. A finales de junio su salud volvió a empeorar, pero se estabilizó con medicación y reposo. Sin embargo, pasó algo con lo que no contábamos: durante la primera / segunda / tercera semana de julio, mi padre (la roca, el señor indestructible) sufrió tres anginas de pecho y tuvo que ser ingresado y operado. Mi madre, todavía perjudicada, no podía moverse de casa, así que me levantaba todos los días a las siete de la mañana, iba al hospital para acompañar a mi padre y atenderle en lo que fuese preciso, volvía a casa para comer (me daba la sensación de salir de un hospital y llegar a otro) y me iba a clase de cuatro de la tarde a nueve de la noche. Por suerte, mi padre salió bien de la intervención y volvió a casa con el objetivo de cuidarse, algo que sigue haciendo con mucho sacrificio. Se acabaron las cervezas a medio día, los platos llenos, la carne roja y el azúcar. Desde que le ingresaron ha perdido la friolera de veintitrés kilos, ¡y eso que todavía no se ha puesto a hacer ejercicio! 

Foto del ingreso / foto un mes después. Ahora está todavía más delgado :D

Mi compromiso con el estudio. En febrero comencé un curso de Financiación de empresas. Las primeras ciento y pico horas fueron de ofimática, algo que se me da bien y que podía compaginar con tiempo de relax en casa. Sin embargo, cuando empezamos con la contabilidad y la matemática financiera, materias que nunca he dado (mi bachiller fue de Humanidades, pura letra), tuve que arañar horas para poder estudiar en casa. No he tenido mucho tiempo para leer (lo hacía en el descanso de clase, para no mentir), mucho menos para reseñar. El curso como tal lo terminé a finales de julio, compaginando la última semana de estudio y exámenes con la primera de prácticas laborales no remuneradas, trabajo que no finalicé hasta el ocho de septiembre. A pesar del estrés, han sido unos meses muy intensos en los que he aprendido muchísimo y he conocido a personas maravillosas. ¡Que viva el grupo de las Blue chips!

Ansiedad. Ansiedad en estado puro, con episodios bastante malos a todos los niveles. No me avergüenza decir que he necesitado ayuda externa para aplacar la ansiedad (que no ha desaparecido, está ahí como un león agazapado, pero al menos ya tengo un látigo con el que mantenerla a una distancia prudencial). He logrado romper el bucle negativo en el que me había sumido. Cuando el tiempo me lo permitía, salía a correr al parque; como en Zaragoza el tiempo es criminal ahora mismo, he cambiado las carreras por ejercitarme en casa y apuntarme a cursos de baile. También me ha ayudado encontrar a este chaval:



Gozare. Ha sido toda una experiencia: puedo decir que, salvo fallos lógicos de primera edición, ha sido un éxito. Al evento acudieron más de 120 personas entre autor@s y lector@s. Tuvimos actuaciones, charlas interesantes, firmas, sorteos, salimos en los periódicos... en fin, que fue genial poder reencontrarme con mucha gente y conocer a otras tantas en persona. No todo va a ser bueno, no obstante; no podéis haceros una idea de la cantidad de tiempo y energía que hay que volcar para que salga adelante un evento así. Lo das todo de ti y aún así siempre, SIEMPRE, habrá algo que no salga bien o gente disgustada por X motivo; las quejas y las desilusiones no tendrían por qué dolerte, lo bueno lo compensa con creces, pero si has pasado una etapa de mierda y eres propensa a que te afecte cualquier cosa, entonces te hundes en la miseria. 

Perderme, encontrarme y volver a perderme. Necesitaba irme y necesitaba que Julia me consolara como lo ha hecho durante los últimos años. Por tiempo, por ansiedad y por otras mil cosas, en 2017 mi pequeña ha pasado de ser balsámica a ser parte del problema. Ponerme al ordenador era jodido, pero abrir el word de mi Juls me hacía, literalmente, pasar un calvario: sudor, náuseas, hiperventilación. Por ello y después de ahorrar durante muchísimo tiempo (prácticamente desde que empecé el proceso de documentación, hace cuatro o cinco años), he podido ir a Alemania cinco días. Hamburgo me pareció preciosa, Berlín y Potsdam son únicos, pero fue en Bremen cuando experimenté una especie de catarsis que todavía no he podido analizar a conciencia. Solo sé que llegué a la plaza del Ayuntamiento, me senté en un banco de piedra y lloré como hacía mucho que no había llorado, analizando cada rincón que Juls examinó durante su tour por la ciudad de Matt. Y a pesar de esta liberación, volví a casa y tuve otro episodio de ansiedad. Espero que llegue un día en el que volver a hacer cosas furcias con mi aspie-girl no me haga daño.

Julia, Matt y Susana estuvieron aquí.

Han pasado más cosas, pero estas son las más relevantes. Sin embargo, ahora toca lo bueno: desde el lunes volveré a subir reseñas de todo lo que me apetezca (o de todo lo que me de tiempo XD). Además, he puesto a currar a mi geme, a la que espero poder pagar en carnes. Cuando tenga tiempo y le apetezca, ella me pasará opiniones de lecturas / series / películas / lo que le salga del moño para que os enamoréis de ella XD

¡Nada más por hoy! Nos leemos el lunes, furcifans <3

PD: Me he rapado. Otra liberación más.

Las ojeras son genuinas.

Si os ha gustado el post, dadle a seguir; para mí es muy importante de cara a conseguir libros para los sorteos <3

miércoles, 26 de abril de 2017

Hoy entrevisto a...

.

¡Muy buenas, furcifans! ¿Cómo va todo? ^^

El otro día puse un estado en el que os hablaba de mi salud y de la Fira del libro de Valencia; os comentaba que, por problemas con la primera, se me hace imposible acudir a la segunda, pero que Juls, Pau, Matt y compañía están deseando ser adoptados :D Los podréis encontrar en el stand de Bibliocafé, el 56 en esta edición ^^ También estarán muchas de las obras que he comentado durante el último año y medio: Ciudad humana, Butterfly, Historias del camino, La senda oscura, El niño que quería ser un Goonie... ¡eso y mucho más!

Como no quiero que decaiga el buen rollo, os voy a dejar con algo que me hace mucha ilusión: una entrevista a una gran autora aragonesa con la que espero volver a disfrutar dentro de muy poco ^^ Ella es...



Sylvia Marx es el seudónimo de la zaragozana Sylvia Martín. Además de madre, soy técnico en consumo y asesora laboral, y he colaborado semanalmente en medios de comunicación como Cadena Ser local, y revistas como Singularte u Odón de Buen. Me defino como una persona inquieta, luchadora y tremendamente creativa. Pongo pasión en todo lo que emprendo, y quizás por eso, allá por los años noventa, me empeñé en sacar un fanzine llamado Imán, que vendíamos a duras penas y por cien pesetas en lugares de ocio. Sólo salieron dos números, pero fue una gran experiencia creativa. Escribo desde siempre, y con siete años ya «trataba de vender mis cuentos a los amigos de la familia». Pero hasta 2012 no publiqué mi primera novela, Mili…¡milagro!, por la que recibí el Premio Autora revelación 2013, a la que siguió Cómo intentan ellos ligar en un chat. También soy autora de numerosos monólogos, relatos y artículos. Además de la escritura, el teatro ha sido otra de mis grandes pasiones, por lo que después de seis años en un grupo teatral, decidí aunar ambas facetas. Desde entonces, he escrito y dirigido varios guiones. Encontrarás más información sobre mí y mi obra en Facebook.


¿Con quién tengo el gusto de escribirme? 

Con Sylvia… el apellido depende, unas veces soy Martín, otras Marx.


¿Cuáles son tus autores / libros / géneros favoritos? 

Muchos y muy variados. Mis géneros favoritos son suspense, thriller, y comedia romántica contemporánea.


¿La comodidad de un e-book o el tacto de las páginas? 

Ambas cosas, según el momento y la resistencia de las estanterías de Ikea. Sentimental pero práctica, a favor del e-book, ¡qué gran invento!


¿Qué grupos / cantantes me recomiendas? ¿Alguno que te enamore en concreto? 

Por supuesto, si voy a lo seguro: QUEEN. Pero si prefieres producto nacional: tienes a Leyva, a Alaska, Dani Martin, y por supuesto los clásicos rebeldes, rockeros de toda la vida. Ah, y escuchar música clásica o instrumental mientras escribes, está genial.



Confiesa, ¿gato o perro? ¿Tienes mascotas? ¿Un animal que te represente? 

A) Gato. B) Tengo ambas: gata y perra que conviven sin problema. C) Otra vez Gato.

He encontrado una foto de Alaska en su fb X3 ¡Es adorable!


¿Qué obras podemos encontrar firmadas por Sylvia? 

Mili…milagro” (Tombooktu- Premio autora revelación del 2013), “Cómo intentan ellos ligar en un chat” (no es una novela en sí), “Ni tú Romeo, ni yo Julieta” (Esencia-Planeta 2016), “Soy todo un personaje” (Zafiro-Planeta 2017), “Tú dale Samba…y yo Rock and Roll” (Esencia-Planeta 2017 mayo)

Guiones teatrales: “Infieles”, “Yo, mi me monólogos”, “Perdona cariño, me he muerto sin querer”, “¿El último show?”, “Estamos locos ¿o qué?”, “En ocasiones, vemos técnicos”…



¿Dónde y cuándo surgió tu pasión por las letras? 

Desde que tenía siete años y trataba de vender mis cuentos a mis familiares. Tecleaba en una vieja Olivetti, de esas de hierro que se atascaban…y hacía mis propias portadas, arrancando las tapas de los cuadernillos rubio.


A la hora de encarar un proyecto, ¿te riges por mapa o por brújula? ¿Cómo te inspiras? (Y no valen las drogas… bueno, el chocolate sí :P)

Empiezo por mapa… y si pierdo el norte, cojo la brújula. (risas)

La inspiración está sobrevalorada, solo es un producto de la curiosidad. El escritor tiene que ser curioso, inquieto y rebelde por naturaleza. Observar lo que sucede a su alrededor, escuchar conversaciones ajenas en el autobús, plantarse delante de un charco y chapotear si quiere describir qué siente con los pies mojados, sacarle punta a la cosa más rutinaria o tratar de imaginar qué calcetines se pondría su personaje para llamar la atención.

Drogas: cuando estoy muy saturada, me pongo mis pinturas de guerra, algo rebelde como “dramas y comedias” (Alaska) o algo de Guns and roses, etc... el volumen a tope, y desgañitarme delante del espejo para comprobar que aún sigo viva. Lo recomiendo, de verdad.


¿Qué tienen de ti tus personajes? 

Algunos tienen más de lo que imagino, otros en cambio se parecen a gente que conozco o he conocido en algún momento, aunque no sean muy cercanos.


¿Qué es, para ti, lo más difícil de ser autor? 

Sin duda, el tema de marketing, ventas, etc.


¿Qué problemas o frustraciones te has encontrado a la hora de publicar? 

Pocos, la verdad. Por ahora, he tenido la gran suerte de ir publicando mis novelas en una editorial grande.


¿Qué aspectos positivos te ha reportado? 

Uff, muchísimos. Desde ese bienestar, esa felicidad plena, absoluta durante el proceso creativo, hasta el cariño, la amistad de gente (lectores y compañeros escritores) que, de no dedicarme a escribir, probablemente nunca lo hubiera disfrutado.

Sylvia, la menda y Lucía Arca, también escritora <3


¿Te gustaría ver tus obras adaptadas a cine / televisión? 

Por supuesto, me encantaría. Mucha gente me decía que “Ni tú Romeo, ni yo Julieta” sería una buena peli, de hecho Esencia-Planeta la definió como una “road movie”.


¿Qué sientes al terminar el primer borrador? 

 Muchas cosas, pero sobre todo, dudas y un nivel de exigencia bestial antes de la corrección.


¿Qué futuros proyectos podemos esperar? 

¡Más novelas rebeldes, desde luego! Ahora mismo estoy ya con otra, puede que algo más intimista, pero como siempre… con sorpresa, amor y suspense.


¡Muchísimas gracias por tu tiempo y tus respuestas, Sylvia! <3 Pasado mañana publicaré una breve reseña de Soy todo un personaje, una de sus últimas obras :D ¡¡Espero que os guste y os animéis a leerla!! Os adelanto que merece MUCHO la pena ^^


Si os ha gustado el post, dadle a seguir; para mí es muy importante de cara a conseguir libros para los sorteos <3

domingo, 26 de marzo de 2017

Gespenst

.

¡Muy buenas, furcifans! ¿Qué tal ha amanecido este domingo de 23 horas? ¿Estáis tan descolocados como yo? Pues esperad, que lo que viene a continuación os va a dejar con el culo torcío XD





Sobre el autor

¿Alguien reconoce ese careto de hogaza de pan? Sí, soy yo, 
con todo mi hype después de que me firmara el libro XD

Aquí tenéis el link a la entrevista que publiqué de Ignacio Cid Hermoso.


Sinopsis:

Durante la fiesta que Mario y Alicia celebran en su casa con motivo de la nueva exposición que exhibirá la pintora en los próximos meses, Carlos, el hijo de la pareja, desaparece a orillas del pantano. El pantano de Nueva Luarma, ese ojo oscuro que se tragara al antiguo pueblo en años de posguerra, es ahora un misterio fagocitador, un imán de leyendas y folklore alimentado por los nuevos habitantes de esta zona en la sierra de Madrid.


Ficha técnica:

Título: Gespenst
Páginas: 240
Encuadernación: Tapa blanda
Editorial: Dolmen
Colección: Línea Stoker
ISBN-10: 8415932820
ISBN-13: 978-8415932826
Género: Terror

Link de compra.



Opinión (sin spoilers)


Gespenst es la perfecta novela de fantasmas, una en la que el terror es genuino. En Gespenst puedes sumergirte no solo en la trama y en el pantano de Nueva Luarma, también puedes adentrarte en las agitadas corrientes humanas, removidas a veces por las pasiones, los miedos, el deseo de que todo acabe y, al mismo tiempo, la esperanza de que no lo haga nunca. 

La obra es un choque de varios trenes a alta velocidad, una lectura que te enganchará de principio a fin tanto por la perfección del método de Ignacio a la hora de expresarse, como por el universo que ha creado. Para mí es otro libro de diez no, de doce, uno de los de poner el ejemplar en una balda especial para mirarlo de vez en cuando, releyéndolo por el simple hecho de volver a disfrutar, vigilando que los oscuros personajes que aparecen entre sus páginas no salgan de allí jamás. Si os gustan los libros así, no sé a qué ******* estáis esperando XD

Gracias, Dolmen, por darle una oportunidad que POR SUPUESTO Ignacio merece.


Opinión (con spoilers)

Mario y Alicia conforman un matrimonio desgastado por el tiempo, por la forma de ser de cada uno y por todos los problemas que han tenido. Él, parado, pragmático, necesitado de contacto cuando todo va mal; ella, pintora, con unos altos de felicidad muy épicos, con unos bajos emocionales capaces de hundir buques, independiente, pasional en sus arranques. 

Ambos organizan una fiesta en su casa de pueblo, Nueva Luarma (Madrid), para celebrar la exposición de ella en un país extranjero, su sueño cumplido a nivel profesional. El hijo adolescente de ambos, Carlos, desaparece durante el jolgorio después de que durante las últimas semanas se haya mostrado mucho menos alegre y comunicativo. Lo único que encuentran de él son unas chancletas y una camiseta manchada de sangre; no mucha, podría ser de una hemorragia nasal, pero suficiente como para que todos sepan que algo no ha ido bien, que no es un simple despiste por el bosque que rodea el pantano.

La policía interroga a "El Chino", Javier, y a Alberto; ambos de una edad similar a la de Carlos, amigos desde críos. El inspector encargado del caso, Antonio Somoza, les aprieta las tuercas y se da cuenta de que algo no termina de encajar en la versión que los chicos ofrecen.

En este punto hay algo que tengo que aclarar: llegué a la página 29 y me descubrí pensando "coño, es que Ignacio escribe MUY bien, de una manera excelente, de hecho". Así que dejé de tomar notas y paladeé con gusto el manjar literario que me ofrecía; de lo que me acuerde desde este punto en adelante, bien; de lo que no, que me perdone todo el mundo, pero no puedo tomar notas interrumpiendo la lectura de una obra maestra, ni puedo hacer una crítica real de alguien que me da mil vueltas escribiendo. Esto es así XD Sé juntar letras, pero esto es ESCRIBIR. 

También tengo que decir que me da rabia. Rabia de que os estéis perdiendo tantos y tantos libros excepcionales porque su autor/a no es conocido y las editoriales potentes les cierran la puerta en el hocico. Ignacio Cid, Darío Vilas, Mariela Gonzalez y tantos otros estupendos escritores que no salen por televisión a horas puntas, que si consiguen publicar lo hacen sudando tinta, sangre y lágrimas. RABIA, JODER, rabia de ver bestsellers malos a rabiar, con una promoción de miles de euros detrás, mientras los perfectos narradores pasan desapercibidos en un océano de publicaciones. Siento que mi humilde blog solo tenga cincuenta seguidores; pobre difusión os estoy haciendo, chicos, lo siento :(

Volviendo a la novela que nos ocupa: la historia en este presente teñido de dolor e incertidumbre se intercala con un pasado amargo; Nueva Luarma es la versión actual de Luarma, pueblo con historia centenaria sepultado por toneladas de agua en el '46; el pueblo quedó enterrado en el pantano que moja los glaucos pies de su clon, despertando supercherías, creando fantasmas de boca a boca. ¿O acaso son reales? Luarma estaba deshabitada cuando llegaron las aguas, ¿verdad?


Pasado y presente se entretejen hasta formar una trama en la que algunos personajes os sorprenderán para bien, otros para mal; diseccionaréis almas y cuerpos por igual, comprenderéis que los fantasmas más terroríficos son los que todavía respiran y cuestionaréis cualquier cosa que se os presente. Y, cuando penséis que todo está resuelto, comprobaréis que Luarma se cobra todas y cada una de sus deudas pendientes.

Lo único que puedo decir que me ha "fallado" es una decisión que toma Mario, diametralmente opuesta a la que hubiera elegido yo: esa puerta, esa maldita puerta de refrigerador y su posiblemente macabro contenido. Esperaba que, al correr de las páginas, alguien retomara ese rumbo y separara la dichosa hoja del marco. Supongo que, en el fondo, no es algo que quede pendiente, solo es una muestra más de que, a veces, las decisiones tomadas cierran caminos que no puedes volver a recorrer. Espero que Ignacio me comente, por privado o por comentario, si realmente lo que Mario cree que hay es lo que se hubiera encontrado, o que me deje aquí sufriendo la incertidumbre XD


¡Nada más por hoy! Os recuerdo que el sábado día 1 presento #MilVecesSí en Zaragoza :D 

Para más info, aquí tenéis el link al evento de FB

Si os ha gustado el post, dadle a seguir; para mí es muy importante de cara a conseguir libros para los sorteos <3

sábado, 25 de marzo de 2017

Hoy entrevisto a...

.

¡Muy buenas, furcifans! :D ¿Cómo va la cosa?

Hoy quiero dedicar esta entrada de blog a un escritor con mayúsculas, alguien a quien todo el mundo debería conocer. Coincidí con él hace dos años, en el Celsius 232 (festival de fantasía, ciencia ficción y terror de Avilés); la verdad es que esa edición cundió mucho, allí fue donde establecí mi furci-relación con Darío Vilas (<3). La cuestión es que me compré un montón de libros, ejemplares que puse en la estantería... y que ahí están -.- Os juro que no me da la vida para todas las historias que tengo compradas o que sé que voy a comprar, tipo "Canción de hielo y fuego" v.v Sin embargo, esta semana escuché un fantasmal bisbiseo desde la sección de terror nacional y sentí la necesidad de sumergirme en Nueva Luarma. Después del shock inicial, me atreví a mandarle estas preguntas al autor de semejante escenario, ¡y ha resultado ser más majo que las pesetas!

Lo primero que quiero hacer es daros las gracias a vosotros, lectores, por acompañarme en este blog; lo segundo, por supuesto, es agradecer que me haya cedido unos minutos de su existencia para que le estrechéis la mano (virtualmente hablando) y comencéis a comprar sus obras... YA. Él es...




Ignacio Cid Hermoso es un escritor y profesor en el villa de Móstoles madrileño nacido en el año 1985. Cultiva la novela y el relato en diversos géneros, especialmente el realismo mágico, la melancolía fosca, el surrealismo, el erotismo, la novela negra, el terror y el thriller emocional, pero siempre desde una óptica muy personal y un estilo inconfundible que se han ido convirtiendo con el tiempo en señas de identidad de su propia voz literaria. Si queréis chafardear más, podéis hacer clic aquí para visitar su página en FB o... ¡su entrada a Wikipedia! (No se merece menos, la verdad).


¿Con quién tengo el gusto de escribirme?

Con un soñador, una persona que ha sufrido, como todas, por encontrar su lugar en el mundo, y aún hoy no sabe si por fin lo ha encontrado. Con alguien que necesita escribir desde que tiene uso de razón, que ama a quienes le aman y que va a ser papá de dos bebés.


¿Cuáles son tus autores / libros / géneros favoritos?

Alan Pauls, Franz Kafka, Fédor Dostoievsky… nadie escribe como Règean Ducharme… Te puedo decir sin pestañear quiénes son mis directores favoritos, pero nunca sé muy bien cómo contestar a esta pregunta. Y eso que suele ser muy común en cualquier presentación de alguno de mis libros. Tampoco tengo géneros favoritos, me gusta un libro o no me gusta. Leer es maravilloso, una de las cosas más maravillosas que existen en la vida. “El pasado”, de Alan Pauls, es una de las mejores novelas que se hayan escrito jamás.


¿La comodidad de un e-book o el tacto de las páginas?


Las páginas, el papel, lo que se pueda manchar con sudor y huela a viejo o a nuevo u otras manos. Y aunque suene romántico, no soy de los que siguen cruzadas en contra de lo electrónico, mi mujer solo lee en e-book, pero yo es que, simplemente, soy incapaz de hacerlo. Tengo la absurda sensación de que un libro en digital es menos libro. Tiene menos valor. Ya ves tú qué tontería. ¿No?


¿Qué grupos / cantantes me recomiendas? ¿Alguno que te enamore en concreto?


Todo muy ochentero y noventero: Guns&Roses, Héroes del silencio, Duncan Dhu. Esos son los de toda la vida. Últimamente, me he enamorado de Enric Montefusco y Standstill gracias a que aquella recomendación de mi hermano Darío Vilas por fin me atravesó la piel. Es decir, la música, como las lecturas, le afectan a uno de distinta forma en según qué momento de su vida se encuentre. Lo más moderno que escucho creo que es Au Revoir Simone. Y a David Lynch. Ninguna atmósfera sonora me estimula más que las composiciones industriales del maestro.


Como cundimos los maños, ¿eh? <3


Confiesa, ¿gato o perro? ¿Tienes mascotas? ¿Un animal que te represente?

Gato. Adoro los animales. Creo que una de las cosas que nos hace humanos es la forma que tenemos de tratar a los animales. Odio la palabra mascota, prefiero amigo o compañero. Tengo gato desde hace 5 años. No todo el mundo puede tener gato. La relación con un perro es más humana, más afable, más concreta. Con un gato es todo muy abstracto y ambiguo. Se aprende a querer de otra forma, a valorar acciones y comportamientos que están en las antípodas de lo meramente humano.



Foto robada de su FB con alevosía y premeditación.


¿Qué obras podemos encontrar firmadas por Ignacio Cid?

Tengo muchas obras escritas, creo que solo la mitad están publicadas de momento. Son tres novelas en el mercado: “El osito Cochambre” (23 Escalones), “Nudos de cereza” (Punto en boca) —que es la que siempre recomiendo para quien quiera iniciarse con alguno de mis libros—, y “Gespenst” (Dolmen). También una novela corta: “Anoche, mientras te observaba” (Base Editorial), y dos libros de relatos: la antología “Texturas del miedo” (Saco de huesos) y el libro ilustrado “Grotesque” (Dissident Tales), que lamentablemente está descatalogado. Novela negra, surrealismo, thriller emocional.


¿Dónde y cuándo surgió tu pasión por las letras?

De pequeñito, con apenas ocho años. Ya por entonces escribí cientos de páginas. Se aprende a escribir escribiendo, pero se ama las letras leyendo.


A la hora de encarar un proyecto, ¿te riges por mapa o por brújula? ¿Cómo te inspiras? (Y no valen las drogas… bueno, el chocolate sí :P)

Una mezcla sensata de las dos. Una novela con una trama bien encajada, elaborada, sin fisuras, requiere de una estructuración, un plan, un método. Luego la intuición es necesaria y el toque de juego imprescindible para que el autor no se aburra y no caiga en la escritura automática. No creo en la escritura de oficio, me aburre. La respeto, pero no la practico. Intento que cada frase signifique algo. Para ello, la inspiración y la tortura de ánimo han de estar presentes cuando uno escribe. No se escribe igual feliz que infeliz, triste que contento, con hambre o plenamente satisfecho. Me gusta experimentar con ese tipo de cosas.


¿Qué tienen de ti tus personajes?

A veces demasiado. Más de lo sensatamente recomendable.


¿Qué es, para ti, lo más difícil de ser autor? ¿Qué problemas o frustraciones te has encontrado a la hora de publicar? ¿Qué aspectos positivos te ha reportado?

Lo más difícil de ser autor es todo lo que no tiene que ver con escribir. La frustración es algo constante en esto. Lo primero, que no esté valorado como oficio, que sea imposible tener un reconocimiento como otros artistas. La precariedad aquí no es ni siquiera una cuestión que se pueda tratar. Después, los editores grandes tienen que vivir de esto y no arriesgan. Anaya no me publicó porque no era conocido y no se querían arriesgar. Aún guardo los correos. Me llegaron a decir literalmente que, antes de la crisis, habrían publicado mi libro. Anagrama me escribió hace poco diciéndome que mi libro merecía publicarse, pero que ellos estaban hasta arriba y tenían que sacar a los autores que tienen en cartera. Eso es frustrante, claro. Luego está el tema de las editoriales que solo publican a amigos y a amigos de amigos. Eso, más que frustrante, da un poco de pena y de risa. De asco si te compras según que libros.


¿Te gustaría ver tus obras adaptadas a cine / televisión?

Claro que me gustaría, pero no es lo que más me gustaría. Preferiría ver mis obras en el lugar que les corresponde: en las librerías. Y no siempre es tan fácil. O, sobre todo, no siempre es posible de la forma en que a uno le gustaría.


¿Qué sientes al terminar el primer borrador?

No hay sensación comparable a eso. Solo quienes lo hemos hecho alguna vez lo sabemos. ¿Verdad?


¿Qué futuros proyectos podemos esperar?

Como te decía, tengo otras tres novelas escritas. Dos de ellas verán la luz con toda probabilidad durante 2018. Una novela negra y una novela de terror histórico. También una novela corta que forma un díptico estupendo junto con Darío Vilas. Fantástico y terror, aunque es el género que menos cultivo en la actualidad. También saldrá, casi seguro, para finales de este año o el que viene. Y ahora estoy ultimando un segundo libro de relatos surrealistas ilustrados que dará continuidad a “Grotesque”, una de las obras que más ha crecido con el boca-oreja por las redes y que algún día espero poder reeditar como se merece. Así que parece que este año no sacaré nada, pero el que viene vendrá cargado de novedades.


¡Muchísimas gracias por tu tiempo y tus respuestas! <3

Gracias a ti, Susana, por tu amabilidad e interés.


Mañana publicaré la reseña de Gespenst, obra de Ignacio :D


PD: Furcifans, me acabo de dar cuenta de que la que acabáis de leer es la entrada 101 X'D 

PPD: DENTRO DE UNA SEMANA, PRESENTACIÓN DE #MILVECESSÍ EN ZARAGOZA. PARA MÁS INFO, AQUÍ.


Si os ha gustado el post, dadle a seguir; para mí es muy importante de cara a conseguir libros para los sorteos <3